El placer del culto al slowcore de LOW, (Sala Bikini, Barcelona 23/10/15)

_DSC5606En Barcelona hemos podido disfrutar de Low en repetidas ocasiones. Y siempre es un placer tenerlos de regreso porque acudir a un concierto de la banda slowcore por excelencia, después de 23 años en el mundo musical, es acudir a una reunión de seguidores en la que acabamos maravillándonos de la perfecta simbiosis vocal y musical que forman Alan Sparhawk y Mimi Parker acompañados, como viene siendo habitual en sus últimos conciertos, de Steve Garrington al bajo y teclados.

El pasado viernes 23 de octubre en la barcelonesa sala Bikini, tuvo lugar, posiblemente, uno de los mejores directos de Low que yo haya podido tener la ocasión de ver. Muy inspirados y concentrados, el repertorio del setlist se basó en su último disco “Ones and Sixes” (Sub Pop 2015) publicado en septiembre y también en la recuperación de temas antiguos como ‘Monkey’, ‘Pissing’, ‘Murderer’ y ‘When I go Deaf’ interpretados en el bis.

_DSC5698_DSC5721Mientras las canciones se iban sucediendo se podía apreciar que ahora estamos ante un Low menos arriesgado y menos experimental que en los inicios pero que las canciones siguen conservando esa contención emocional a juzgar por el silencio, poco usual últimamente, que reinaba en la sala. Las canciones nuevas tienen un estilo pop más diáfano y transparente. Son melodías dulcemente armoniosas con los coros de la voz de Mimi y los riffs de guitarra de un Alan más “auto-contenido” en Low que en su grupo paralelo ‘Retribution Gospel Choir’ dónde Alan da rienda suelta a su feroz distorsión de guitarra que es derroche de energía puro. Aun así en temas como ‘When I go Deaf’ y en la actitud de distorsionar la guitarra con la boca, Alan sigue sacando su vena más destroyer bajo la atenta mirada con que, de refilón, Mimi va escudriñándolo durante todo el concierto con actitud distante y fría.

Una vez termina el concierto Alan sale a recoger los trastos el mismo y con una amplia sonrisa te da la mano o se hace fotos con groupies como yo con una actitud adorable. Son esos detalles que hacen a Low humanos, simpáticos y cercanos con ese público que regresaremos siempre a escucharlos porque ofrecen siempre calidad musical.

 

 

Crónica y fotografías Meritxell Rosell.

 

Share

Tags:

 

About the author

More posts by

 

0 Comments

You can be the first one to leave a comment.

Leave a Comment